Estoy de parto, ¿cuándo voy al hospital?

4 octubre, 2016 | Comentarios (0) | General, Tu matrona

♥ Recta final del embarazo, contracciones, ¿cuándo voy al hospital? Hay mucho miedo en algunas parejas en cuanto aparece la primera contracción, por aquello de “a ver si se me va a escapar en casa”. Antes de nada quiero aclarar que esos partos que vemos en el telediario atendidos por taxistas, policías, en un coche, en plena calle, porque no dio tiempo a llegar al hospital, salen en el telediario por lo inusual y lo infrecuentes que son. Lo normal es que la dilatación dure bastantes horas, sobre todo cuando es el primer bebé. Esas mujeres que no llegan a tiempo al hospital, generalmente tienen ya unos cuantos niños y desgraciadamente detrás de muchos casos hay situaciones que dificultan el acudir al hospital, como madres solas al cuidado de los otros hijos a los que no pueden dejar solos o miedo a salir del trabajo por una falsa alarma con la consiguiente reprimenda del jefe por “perder el tiempo” en urgencias.

meitaimaitie-blog-tumatrona-estoydeparto

♥ Desde que comienzan las contracciones hasta que se produce la dilatación completa, que son 10 centímetros, pasan desde unas horas para algunas mujeres, hasta días para otras.
♥ No se considera que el parto se ha iniciado hasta que hay unos 3 cm y las contracciones son regulares. En casa es imposible saber la dilatación (a no ser que se haya contratado a una matrona que acompañe en domicilio), así que hay que guiarse por la frecuencia de las contracciones y sus características. Las contracciones de parto son las que hacer que, si estás caminando y llega una, te tengas que parar. Al final del embarazo se nota cada vez más cómo la tripa se pone dura durante 1 minuto aproximadamente. Esas son contracciones, pero no son las de parto. Hay que apuntar las contracciones durante media hora. Si en esos 30 minutos todas las contracciones se han sucedido cada 5 minutos o menos, se puede ir al hospital. Si nos ha dado una, a los 2 minutos otra, a los 5 otra, a los 3 otra, luego 10 minutos sin contracción, después vuelven un ratito cada 4 y paran… no son regulares. Estas contracciones no hacen que el cuello del útero dilate hasta los 3 cm, así que, aunque no tengamos una matrona en casa que pueda valorar la dilatación, podemos suponer que con esa frecuencia, los 3 cm no han llegado aún.

meitaimaitie-blog-tumatrona-estoydeparto2
♥ Hasta esos 3cm, llamamos al periodo fase latente del parto. Aquí es donde hay mayor variabilidad de tiempo entre mujeres. Todas conoceréis casos en los que en una visita a la matrona se informa de que ya hay 1 cm de dilatación y… a la semana está igual. Esto no significa en absoluto que se esté 1 semana con dolores. En la mayoría de los hospitales, no ingresan a las mujeres en fase latente por este motivo. No indica que el parto vaya a ser inminente.
♥ La fase activa es la que va de los 3 a los 10 cm, con contracciones regulares, tanto en intensidad como en frecuencia. Estas son las que obligan a parase si se está caminando e incluso impiden dormir en muchos casos. En mujeres primíparas (su primer parto) este periodo dura una media de 8 horas. En multíparas (ya tienen más hijos), la media es de 5 horas.
♥ Como veis, hay tiempo de sobra para acudir al hospital. Hasta aquí hemos hablado de cuándo acudir en función del tiempo y las contracciones. Vamos a ver qué pasa cuando se rompe aguas.
♥ En las películas si os fijáis, cuando una embarazada rompe aguas, suelen ir corriendo como locos al hospital y las contracciones comienzan como por arte de magia fuertes y seguidas justo en ese momento… Pues esto no es así. Que se rompa la bolsa amniótica no significa que el parto sea inminente. De hecho, en los hospitales, si al cabo de unas horas de haberse roto la bolsa, no se produce el parto, se provoca. Generalmente cuando la bolsa se rompe por contracciones al final del embarazo, el parto está próximo. Hay que valorar el color del líquido amniótico. Si es clarito y cristalino, no hay que ir urgentemente al hospital. Podéis daros con calma una ducha en casa y preparar lo que os queráis llevar, porque aquí sí que ingresan siempre. Si el líquido es amarillento o verdoso sí que hay que ir rápidamente al hospital. Sin miedo, pero sin demora.

meitaimaitie-blog-tumatrona-estoydeparto3
♥ A veces con la dilatación sale el flujo algo rosado por una pequeña cantidad de sangre. Esto es completamente normal. Lo que no es normal es que comience a salir sangre roja, brillante y abundante, que pudiera indicar que se está desprendiendo la placenta. Ante un sangrado así, a urgencias.
♥ Esto es lo básico que hay que controlar para saber cuándo acudir al hospital. Aparte de esto, cualquier situación anómala como una contracción que dure demasiado (más de 3 minutos con la tripa completamente dura), un dolor abdominal agudo y constante con la desaparición de las contracciones, fiebre alta mantenida, dolor de cabeza con molestias de visión… nos debe indicar que hay que ir al hospital. Estas situaciones son raras, pero conviene saberlas.

meitaimaitie-blog-tumatrona-estoydeparto4

♥ En casi todos los hospitales la epidural la ponen en la fase activa, nunca en la pasiva. Es decir, si se quiere la epidural y todo va bien (no hay complicaciones como las que os acabo de decir), conviene esperar en casa hasta que por lo menos durante media hora las contracciones sean regulares cada 5 minutos o menos. Si no, os tendrán de casa al hospital y del hospital a casa. Si no se quiere la epidural, se puede esperar más porque da igual llegar al hospital con 3 cm o con 8 realmente. En la siguiente entrada veremos qué hacer para aliviar el dolor en estos casos. Para quien desee llevar la dilatación en la intimidad y tranquilidad de casa, es imprescindible contar con una matrona que pueda ir valorando la progresión y pueda registrar las contracciones y el latido cardiaco del bebé de vez en cuando.

Texto cedido por Jade Matrona para MeitaiMaitie: http://matronaonline.net/estoy-de-parto-cuando-voy-al-hospital/

© Meitaimaitie. 2018